El engagement del video en el reclutamiento

engagement_video

Es cierto que poco a poco el video ha ido acumulando adeptos en todos los sectores. Si antes de la pandemia ya se usaba y consumía, tras el confinamiento el uso de YouTube, Instagram o por ejemplo Tik Tok aumentaron considerablemente.

En moda hemos visto como adaptaban las pasarelas al formato video, las escuelas usaban videos para mostrar las graduaciones a los padres, incluso se han hecho conciertos privados diferidos por video.

Nada ni nadie ha quedado al margen de este formato. Un millón de minutos de video se consumen en una hora alrededor del mundo en internet, según datos de Cisco Visual Networking Indiez (VNI). En 2022, un 82% del tráfico de internet consistirá en el consumo de videoclips.

Además, esta predicción del estudio señala que el mayor consumo se hará a través de redes sociales. Hoy en día Facebook ya congrega 75 millones de personas viendo este formato de contenido cada día.

El uso del video en la empresa

El uso del video ha impactado en las empresas. Muchos lo usan para conseguir leads, mostrar un producto o incluso trabajar en su reputación como marca empleadora.

Según la investigación de Wyzowl, el 87% de los negocios mundiales usan el video como parte de su estrategia de marketing.

El engagement que produce el video puede ayudar a las empresas a crear conexiones genuinas y verdaderas con sus clientes o candidatos. El fácil consumo de este tipo de contenido y el uso de redes sociales hace que sea mucho menos agresivo que los anuncios en la web o incluso en televisión.

Dentro de las organizaciones el video también es el rey. El 84% de los responsables encuestados por Livestorm and Harris Interactive afirmaron que su organización usaba el video para comunicaciones internas, un aumento de casi el 11% si tenemos en cuenta el mismo estudio de hace dos años.

Este aumento significativo también fue impulsado por el Home Office. El trabajo en remoto obligó al departamento de Recursos Humanos a buscar nuevas formas de conexión y comunicación con el talento de sus organizaciones.

Sin embargo, parece sorprendente que, aunque poco a poco se vaya volviendo a la normalidad, el uso del video se extenderá e irá más allá de sus propósitos iniciales, será una de las grandes apuestas en comunicación de los próximos años.

El video y el reclutamiento

Con el objetivo de dar solución a nuestros clientes, SherlockHR implementó de manera rápida el uso de la video entrevista para poder seguir realizando entrevistas de trabajo pese a la distancia.

En este caso, se usó en beneficio de la empresa y del propio candidato, ayudando a mantener las distancias y facilitando cuadrar agendas.

La video entrevista llegó como la forma perfecta de facilitar el primer contacto con el candidato y a la vez facilitarle una forma poco intrusiva para conocer un poco más al candidato.

Las entrevistas en diferido permiten enviar una batería de preguntas al profesional y que este se grabe en video para que el reclutador y el gerente de reclutamiento puedan revisarlo. De esta manera analizarán no solo el contenido, sino también el lenguaje no verbal.

Al inicio surgieron algunos reclutadores escépticos por este cambio, sin embargo, está vastamente documentado la eficiencia de esta tecnología en el uso de selección de personal.

Conforme más joven es la generación a la que queremos reclutar, más fácil es usar esta tecnología para realizar las pruebas correspondientes. Incluso generaciones más senior ya han implementado este formato como forma de comunicación y saben que forma parte de los nuevos procesos de selección.

Además del uso de la video entrevista, una de las mejores formas de trabajar el contenido de Employer Branding es creando una serie de videos que permitan mostrar cómo es trabajar allí y los beneficios que supone ser parte de la empresa.

Beneficios del uso del video

En este caso nos centraremos en el caso de Recursos Humanos, pasando por alto los beneficios que supone para marketing tener presentaciones de este tipo para los productos.

En el caso de nuestra área las principales ventajas son:

  • Construir marca empleadora y que sea de confianza: el uso de este formato permite comunicar de forma más ágil. El consumidor cree que al ser en video es más difícil trucarlo. Lo mismo ocurre en RR.HH. Si mostramos las actividades u oficinas difícilmente será un video de un banco de imágenes. Eso da credibilidad y confianza.
  • Facilita las primeras entrevistas: en este caso los candidatos perciben una buena disposición de la empresa a adaptarse a sus horarios y situaciones. Además, da a entender que la empresa es innovadora y se preocupa por la persona que está detrás del CV.
  • Comunicación interna: en este caso, el mismo tono y mimo que se pone a los candidatos, también se ve en las comunicaciones internas. Un colaborador recibe muchos emails en su correo, a veces, es más fácil visualizar un video con las novedades o cambios de la empresa.

Consumo en Redes Sociales: este formato tiene buena acogida en redes sociales. De hecho, las empresas que han empezado su incursión en Tik Tok o con Reels de Instagram han visto cómo su alcance aumentaba, llegando a conectar con gente diferente, pero con los mismos valores que la marca.  Las ofertas de empleo con video tienen mucho más engagement y tienen más posibilidad de tener una ratio mayor de candidatos aptos que aquellas ofertas que no ilustran la oferta con video.

Parece entonces que apostar por este contenido puede tener un gran retorno para el área de talento. Sabemos que al inicio puede costar perfilar este tipo de contenido, pero la tecnología y los programas de edición han evolucionado para facilitar el trabajo a los creadores.

La credibilidad que tiene este formato es difícil de conseguir con otros contenidos y puede ser de gran ayuda para trabajar o mejorar la reputación de marca.

Debemos pensar que el consumo de video aumenta diariamente y puede ser la única forma de conectar con nuestro candidato, incluso creando una relación a largo plazo con profesionales en activo que actualmente no pueden aplicar a nuestras ofertas.

Es el momento de pensar si es una estrategia para nuestra empresa y si la video entrevista puede ser la solución para cuadrar agendas, agilizar los procesos de selección y mejorar la experiencia del candidato.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *