videoentrevista-1

Las videoentrevistas, grandes aliadas para tus reclutamientos a distancia

Si existe una herramienta que se ha convertido en una gran aliada durante la pandemia del COVID-19 y el aislamiento, esta ha sido, sin duda, la videoentrevista. Este tipo de entrevistas laborales han permitido mantener los reclutamientos en remoto.

El 86% de las organizaciones, según un estudio de Gartner, están incorporando las videoentrevistas y otras tecnologías digitales para interactuar con los candidatos durante el reclutamiento y la vuelta a la “normalidad”.

Nuevos retos para el departamento

La pandemia ha supuesto una disrupción en los planes empresariales de la mayoría de las compañías. Muchas organizaciones han tenido que adaptarse en tiempo récord a la digitalización y elaborar planes para no perder ni disminuir la productividad.

A los retos que ya tenía el equipo de Recursos Humanos, se añaden otros nuevos, debido a la necesidad de mantener las distancias y seguir aportando planes para atraer y retener el talento.

La distancia social ha calado en nuestro ADN y cada vez somos más conscientes de mantener cierta prudencia para evitar ponernos en situación de riesgo.

Aunque poco a poco todos los países intentan volver a la normalidad, es cierto que durante un tiempo seguiremos teniendo la barrera de la distancia y la presencialidad.

Por este motivo, los gestores de talento deben plantearse nuevas formas para poder seguir con los procesos de reclutamiento y no descartar ninguna etapa que era vital en la selección, como es el caso de las entrevistas.

¿Qué beneficios ofrece la videoentrevista?

Tal y como se ha comentado anteriormente, la videoentrevista es una nueva modalidad de entrevista laboral. Desde hace unos años, algunas empresas ya la han incorporado a sus procesos de reclutamiento, sobre todo multinacionales que debían entrevistar candidatos para reclutar personal de otros países donde no tenían presencia.

Suele usarse en las últimas etapas del proceso y sirve para filtrar a los candidatos que más se adecúen al puesto. Normalmente, este tipo de entrevista se realiza tras haber pasado los primeros filtros, tests e incluso la entrevista telefónica.

Esta herramienta permite al reclutador conocer con mayor detalle al candidato, así como desentrañar de forma más profunda su discurso y su comunicación no verbal.

Aunque algunas empresas opten por seguir manteniendo las entrevistas presenciales, cuando sea posible, contar con esta modalidad puede suponer grandes beneficios tanto para el reclutador como para el director del departamento que esté buscando a un nuevo profesional.

Beneficios:

  • Ahorro de costos y tiempo tanto para la empresa como para el candidato.
  • Mantiene la distancia personal de seguridad.
  • Libertad horaria: tanto el candidato como el reclutador pueden realizar y ver la videoentrevista cuando su agenda se lo permita.
  • Permite que candidatos con un empleo puedan participar en el proceso de selección, evitando así perder candidatos de calidad que de otro modo no postularían a la oferta.
  • Para los mánagers o directores, es mucho más efectivo, ya que pueden visualizar la entrevista sin necesidad de estar presentes en la reunión.
  • El reclutador puede analizar con más profundidad las respuestas y también qué se expresa mediante la comunicación no verbal.
  • Es una forma de conocer la habilidad que tiene el candidato con las nuevas tecnologías.
  • La videoentrevista se almacenará en la base de datos junto con el CV del candidato y podrá ser consultada por todo el equipo.

¿Qué programas o herramientas puedo usar para realizar una videoentrevista?

En el mercado encontrarás programas específicos para realizar videoentrevistas, pero si quieres contar con todos los beneficios antes mencionados, es mejor que en una misma solución tecnológica poseas varias herramientas para digitalizar tu reclutamiento.

SherlocKHR permite tener en una sola plataforma todas las funcionalidades necesarias para realizar un proceso de reclutamiento digital.

Cuenta con la posibilidad de publicar la vacante en varios portales, agregadores y redes sociales.

Se establecen todas las etapas del proceso y añade filtros automáticos para reducir un 47% el tiempo dedicado al filtraje. Además, incluye comunicaciones automatizadas, la posibilidad de realizar videoentrevistas y una base de candidatos propia, actualizada y sin duplicados.

En resumen, es una plataforma digital diseñada en exclusiva para hacer frente a los problemas reales de los gestores de RR.HH.

Toda esta digitalización no origina que el proceso pierda su parte humana, ya que el reclutador puede dedicar más tiempo a conocer a la persona y menos en leer cantidades ingentes de currículums, algunos de los cuales ni siquiera encajan con la vacante.

La tecnología está para ayudar y agilizar el proceso, aunque necesita siempre del profesional de Recursos Humanos para desarrollar el reclutamiento con éxito. El conocimiento que tiene un gestor no se puede automatizar, ya que es el valor agregado de cada profesional el que hace la diferencia.

Cómo realizar una buena videoentrevista

Para poder preparar bien la videoentrevista en diferido que enviarás a tus candidatos, debes considerar ciertos aspectos:

  1. ¿Cuál es el objetivo de esta entrevista? ¿Qué deseas conocer?
  2. Plantear una entrevista ordenada y que vaya desgranando los puntos que quieras.
  3. Realizar preguntas que se comprendan con facilidad y no provoquen malentendidos.
  4. Establecer un máximo de preguntas y un tiempo de respuesta. Es inviable considerar respuestas de 30 minutos o 20 preguntas por candidato. Se debe escoger las 5-6 preguntas que sean vitales para conseguir el objetivo.
  5. Establecer la fecha máxima en la que el candidato debe enviar las respuestas.
  6. Antes de la visualización, todo el equipo debe tener las mismas consignas para evaluar a los candidatos de forma objetiva.
  7. Todas las notas de la visualización deben ser almacenadas junto con la información del candidato; de este modo, en procesos posteriores, todo el equipo podrá tener acceso al historial.
  8. Cuando el candidato haya enviado la entrevista, es necesario comunicarle (puede ser de forma automatizada gracias a SherlockHR) que esta se ha recibido correctamente. Así la experiencia del candidato será positiva. Todos estos puntos son necesarios para realizar una videoentrevista con éxito. ¿Y qué se entiende por éxito? Quiere decir que los candidatos traten los temas que el reclutador desee y brinden la información suficiente para poder decidir si pasa o no a la siguiente fase.

Una videoentrevista será realmente útil si sirve para filtrar a los candidatos en las últimas fases y poder extraer, de las respuestas brindadas, sus conocimientos, habilidades y valores. Estos tres aspectos son importantes a la hora de incorporar a un nuevo miembro al equipo.